Blogia
Sahumerios y arrebatos

Cortinas de humo perfectas.

Vivimos en una sociedad especializada en coger el rábano por las hojas, donde parece que todos hemos venido a ella con un cartel grabado en colodrillo (PL) que dice “nasío pa que mengañen”.

Vivimos en una sociedad en la que se comulga diariamente con docenas de ruedas de molino y somos tan bobalicones que encima las saboreamos. Somos tan burros que nos dedicamos a despotricar, indignarnos, a comentar desabridamente en colas de carnicerías y barras de bares lo que solo es el chocolate del loro y en el entretanto siempre nos la meten doblada.

No es nada nuevo, de Adán y Eva para acá siempre ha sido igual. Ponemos el grito en el cielo por majaderías que no llegan a nimiedad tan solo por la relevancia mediática que se les da y sin embargo no damos importancia alguna a los escasos retazos de información que se escapan de vez en cuando y que hablan de la parte mollar del mega desastre en que andamos.

Hasta no hace mucho lo que indignaba eran los sueldazos de los futbolistas, que ya es indignarse por mamonadas, como cortina de humo perfecta que es ha estado en vigor muchos años. Han sido muchas las cortinas de humo perfectas que nos han ido colocando a lo largo de los años. Ahora toca la de las prejubilaciones, jubilaciones e indemnizaciones por despido de los gerifaltes de las cajas de ahorro.

Se habla de unos 70 millones de euros que han trincado los consejeros de las cajas, ya es una cifra de cierta entidad pero aun así sigue siendo el chocolate del loro y viene de maravilla para elaborar otra cortina de humo perfecta.

Sigo deseando que alguien con conocimiento publique los diez o veinte asuntos en los que han tirado o se han llevado de mil millones de euros para arriba. Por ejemplo, nadie ha publicado aun cuanto del dinero público inyectado en bancos y cajas será irrecuperable, que seguro que son varias decenas de miles de millones de euros ante los cuales los 70 millones de los directivos de las cajas son pura minucia.

Es bien cierto que mil asuntos de un millón de euros suponen mil millones de euros, pero aun así siguen siendo el chocolate del loro con el agravante de que todo lo más sirven para hacer de cortinas de humo diez o doce de ellos.

Esas cortinas de humo tapan muchas cosas, como por ejemplo el hecho de que aun sabiendo que la corrupción en España está generalizada, de que son miles los políticos pringados, de que lo estén en cantidades que varían de unos miles de euros a unos muchos millones, nadie pone el grito en el cielo por lo importante, y lo importante es que tras el asunto de Filesa en que fueron a prisión algunos del PSOE, y eso fue hace muchos años, no sé de un solo político que esté cumpliendo condena por corrupción, y puede que se me haya pasado y exista, pero leo muchos periódicos cada día y no recuerdo ni uno.

Yo quiero saber qué ha pasado con el medio billón de euros, no con los setenta millones. Yo quiero saber cuantos cientos de miles de millones de euros nos han costado a los españoles los sindicatos, y no hablo de la pasta que se llevan, sino de la que su actividad nos ha hecho perder. Yo quiero saber cuantos cientos de miles de personas están en el paro por culpa de los sindicatos. Yo quiero saber cuantas decenas de miles de millones se ha gastado Zapatero en salvar el planeta.

Yo quiero saber cuantos centenares de miles de millones nos han costado las duplicidades en la administración pública del Estado y las comunidades autónomas o triplicidades si incluimos a los ayuntamientos.

Y la gran pregunta que no quieren que hagamos y que es, en parte, para lo que se montan esas cortinas de humo, ¿no hay ni un solo artículo en el código penal aplicable a todos esos que se han llevado o han tirado tantos cientos de miles de millones de euros?, y si los hay ¿porqué no se aplican?, ¿porqué se van a ir todos de rositas y trincan al que roba unas gallinas y lo enchironan?

Seguro que hay más de diez de esos artículos y más de veinte aplicables a esos trincones y malversadores, pero mientras se case la duquesa de Alba y luego enchironen a la Campanario y luego la Belén Esteban se pelee con su parejo y luego salga en La Noria no sé quién gritando sobre no sé quién y luego….. seguirán yéndose de rositas.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres