Blogia
Sahumerios y arrebatos

Cerrar teles públicas es posible.

Estamos en la purita ruina. ZP ha conseguido hacer parados por miles cada día hasta durmiendo. Por más vueltas que le demos, esto solo tiene dos soluciones de libro de preescolar, reducir gastos y subir impuestos, o recorte y estacazo. Sostengo que ambas cosas serían más digeribles para el personal si viese que antes de subir impuestos y recortar cosas esenciales como salarios de funcionarios, pensiones, gasto sanitario o en educación, se recorta lo fútil, innecesario y gravoso.

De eso hay muchos ejemplos en este país, pero uno muy llamativo es el de las televisiones públicas que solo sirven para que los políticos orgasmen viéndose aparecer en ellas haciendo el político. Mi tesis es que se les pague un bono de entrada a puticlubs de alto standing y sus orgasmos nos saldrían casi regalados si ya podemos cerrar las televisiones públicas. Las profesionales del sector, o los profesionales, se encargarían de comentar con el político sus quehaceres, lo encomiarían, aplaudirían y listo, servicios extras aparte.

Ha cerrado la Radio Televisión de Mallorca y los mallorquines no se han hundido en el desencanto. Cerrar teles públicas puede hacerse, nos ahorraríamos el equivalente a recortar las pensiones un porcentaje significativo, pero no lo harán.

¿Puede sobrevivir este país con solo un canal de televisión de ámbito nacional para un auténtico servicio público?, juraría que sí.

Nos podríamos ahorrar diez mil millones en unos años, no muchos, pero ese ahorro no lo quieren los políticos porque pierden su juguete preferido.

Y ZP se irá de rositas, con varios sueldos más pensión. Y mientras a la juez Coro Cillán montándole una ordalía (PL) por investigar la masacre del 11M. Es el sino de un país en el que los justos son castigados y los impíos recompensados se van de rositas. Amén.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres