Blogia
Sahumerios y arrebatos

Rubalcaba derrotado, le quedan ETA, los indignados y lo de siempre.

Rubalcaba está kaput, derrotado, aniquilado antes de comenzar la campaña oficial. Su periódico lo da por perdido, pero seguro que Alfredo no se da por vencido y sabe que guarda en la manga tres ases que pueden hacerle ganar la partida aunque sea por la mínima.

En su editorial de hoy, El País le hace algo más que un feo a su chico Alfredo Pe Punto, lo da por derrotado y sin remedio. Titulan el editorial “La derrota”, y ya hablan de que aunque improbables pueden haber sorpresas de última hora que eviten que el PP gane por mayoría absoluta las elecciones.

Esas improbables sorpresas de última hora de las que habla El País creo que son tres. La primera la manita de ETA, que seguro se la echará a Rubalcaba montando otro de sus paripés ya clásicos. Dirán los asesinos terroristas que dan por terminado su trabajo aunque les queda aun una tarea, que abandonan las armas pero las dejan a buen recaudo, que dejan de matar para siempre y sin condiciones salvo que no se les acepten sus condiciones, y cosas así.

No obstante, quede como quede ese final de ETA sin remate, Rubalcaba lo aprovechará proclamando a los cuatro vientos que él ha acabado en ETA. Estos días, Rubalcaba, ya está preparando el terreno para colgarse esa medalla.

La segunda sorpresa de las improbables sería la ayuda voluntaria y manipulada de los indignados, y para convencerlos ya está el chico de Rubalcaba en Interior diciéndoles que la policía tiene órdenes de no tocarles un pelo y dejarles hacer lo que les parezca sin trabas. En agradecimiento, los indignados, comandados por los infiltrados del CNI y de Rubalcaba se encargarían de cargar contra el PP y la derecha que está destruyendo el mundo y España.

Y la tercera sorpresa sería esa que podría hacer su aparición dos o tres días antes de las votaciones y que provocase el deseado vuelco electoral. Doctores tienen las cloacas pro PSOE del Estado como para no temerse un truco final con sangre que de algún modo apuntase al PP.

Hay una cuarta y remota posibilidad, que estén dejando que Rajoy siga de don Tancredo, sin crispar ni mover un pelo y terminen quitándole la silla en la que está sentado esperando ver pasar el cadáver político de su contrincante. No sería la primera vez.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres