Blogia
Sahumerios y arrebatos

Renuncia a operarse al saber que cuesta 3.400 euros

Coña Press se ha hecho con una extraña y heroica exclusiva. La puesta en marcha en Andalucía de la factura en la sombra de las intervenciones quirúrgicas para concienciar al personal de su costo y evitar los abusos ya está obteniendo resultados. Manuel XXX estaba siendo preparado para una intervención coronaria que tendría lugar a las 12:30 de ayer en un hospital de Málaga, cuando a su compañero de habitación le entregaron un sobre que contenía la asombrosa factura en la sombra en la que le indicaban que su reciente operación de corazón había costado 3.400 euros. Manuel, concienciado con la situación de crisis actual llamó a la enfermera y pidió los papeles para renunciar a su operación, ya que considera que hay otras prioridades y el gasto en él es excesivo.

Se montó tal revuelo en el hospital que rápidamente se creó un comité de crisis porque dos pacientes más, que estaban a la espera de ser intervenidos, habían presentado su renuncia a ser operados y se sabía que doce más andaban pidiendo información sobre el costo de lo suyo para actuar en el mismo sentido si era demasiado gravoso para la sanidad pública.

Hemos sabido que los sindicatos han tomado cartas en el asunto en ese comité, ya que temen, con razón, que si la concienciación ciudadana aumenta a ese ritmo, antes de un mes habría que comenzar a realizar despidos y eso no se puede consentir.

Han decidido crear un grupo de intervención rápida multidisciplinar formado por expertos sicólogos, expertos anestesistas, expertos cirujanos, expertos internistas y expertos celadores para convencer a los buenos ciudadanos de que no sean primos, que la dichosa factura exagera, que no es tanto. Su argumento básico es que el estudio de costes utilizado está inflado porque se reduce a la mitad si no se tiene en cuenta al personal que figura en nómina pero no da un palo al agua y todo el material sin desembalar que está en los sótanos hace mucho mientras se pagan enormes alquileres por los mismos chismes a empresas privadas afines a quienes todos sabemos.

Manuel XXX, no obstante se ha mantenido en sus trece y no será operado, se considera un hombre de buen corazón y por tanto no cree necesaria una operación de corazón tan cara. Su esposa nos ha declarado que estaría dispuesto a operarse por 945 euros pero no por esa bestialidad de 3.400.

Seguiremos desinformando.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres