Blogia
Sahumerios y arrebatos

Blanco, un agnóstico coherente con sus incoherencias.

Sabemos por los libros de historia que Zapatero y sus jefes de mesnada han gozado y gozan pariendo burradas sin cuento, engendros caracterizados por su aquilatada incoherencia. Son capaces de hacer ayer una cosa y hoy su contraria y quedarse tan panchos. Suelen decir ayer una cosa y hoy su contraria y sacando pecho porque eso no es complicado para ellos y no hay absolutamente nada que les obligue a ser coherentes, con hombres y mujeres con valores y vale ya.

Después de ZP, José Blanco es tal vez el personaje de esta ópera bufa discordante que es más coherente con sus incoherencias. Lo han hecho otros antes, pero la habilidad del excelentísimo señor ministro de Fomento para decir una cosa y su contraria en la misma página y en la misma frase, no tiene parangón. Hoy tenemos un bello ejemplo en una entrevista que le hacen en ABC. Respecto a la economía y la reducción del déficit dice en su primera respuesta:

Debo confesar que soy un agnóstico de las previsiones económicas. Lo que sí tengo claro es que no hay salida de la crisis económica sin reformas. Ni reformas sin costes. Ésa es la hoja de ruta del Gobierno: cumplir con los objetivos de déficit público y hacer las reformas necesarias para ello. Solo ese camino nos llevará a la recuperación. No hay más opciones. Ni planes B.”

Nos tranquiliza confirmándonos que ZP y sus compis del gobierno tienen ya diseñada la hoja de ruta para atajar el déficit y asegura que no hay más opciones ni planes B. Cojonudo, aplausos. Lo malo es que en la frase siguiente, solo tres líneas más abajo dice:

Cumplir con el objetivo de déficit es una decisión a la que el Gobierno no va a renunciar. Pase lo que pase. Y si para ello hay que tomar medidas que ahora no contemplamos, las tomaremos.”

Dicho de otro modo, para arreglar el desaguisado se han previsto unas medidas y no hay más opciones, no hay plan B. No obstante, si hay que tomar medidas que ahora no se contemplan las tomarán, luego sí hay más opciones aunque no haya más opciones y habrá un plan B aunque no existan planes B. Estos tíos son la releche. Y menos mal que al menos Blanco es agnóstico de las previsiones económicas.Estos personajes, reyes del absurdo y del desatino, son los que nos gobiernan, y no pasa nada.

Por mucho menos que eso han corrido a gorrazos a miles de políticos a lo largo de la historia, pero en España, si el burro  hacedor de dislates y cargado de incoherencias porta valores de progreso se le aplaude.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres