Blogia
Sahumerios y arrebatos

La burricie ruinosa campa en la portada de El País.

Hace años que tengo como uno de mis pasatiempos ejercer a ratos de paisólogo aficionado. Es labor entretenida leer El País, siempre en su versión digital porque mis teneres no me permiten dispendios en tonterías. Hace un año me dio por pescar los gazapos de todo tipo, ortográficos, sintácticos y necio-burros que aparecían en la portada de la versión digital de El País. Eran tantas las metedura de pata y reiteradas todos los días que me vi impelido a escribir a la defensora del lector del panzer insignia de la división mediática Das Reich (el imperio).

En mi correo electrónico del 30 de marzo de 2009 le decía:


Usted verá lo que pasa, pero para mí es lo más aproximado al despiporre global que he visto en los años que llevo leyendo su periódico, que es desde que salió el primer ejemplar.

Algo muy gordo ha de estar pasando para que el paradigma global planetario de la pulcritud ortográfica diga ayer a las 22:32 en primera todo esto, que “El Gobierno apruba un aval de hasta 9.000 millones…… Solbes asegura que “no hay ningunta otra entidad” en riesgo”, y hoy que “Los problemas de capital de la caja provocan la destitución del su consejo.” Eso junto con “problemas de líquedez” y que “ha emitido un comnunicado” y la última vista “El Ejecutivo ha aprobado un Decreto-Ley por que se sustituye el Consejo de Administración”.

Este desbarajuste de los esquemas de El País ¿será algo equivalente a los atronadores sonidos de las trompetas del apocalipsis zapatérico?
”.

La señora defensora me respondió el 23 de abril de 2009:


Apreciado Sr. Vicente Gil: muchas gracias por este correo, en el que nos señala una serie de erratas inaceptable para los estándares de calidad que pretende alcanzar este periódico. Las prisas con las que se trabaja en la edición digital para ofrecer con la máxima rapidez las noticias a nuestros lectores no justifican semejante relación de errores. Lo siento mucho y le pido disculpas. Paso copia de su nota a los máximos responsables de El País Digital, para que lo subsanen y en adelante tengan más cuidado en la edición de los textos. Por mi parte, le agradezco mucho su colaboración y el esfuerzo por contribuir a que el diario pueda satisfacer las expectativas de nuestros lectores.

Saludos cordiales,

Milagros Pérez Oliva
Defensora del Lector
.”

Debo reconocer que tras este intercambio electrónico los errores en portada desaparecieron, y no digo que fuese gracias a mi labor, seguro que lo mío solo fue una más de las gotas que llenaron el vaso del ridículo global que andaba haciendo El País.


Pero han vuelto a la burricie, hoy me he topado con un error monumental en la segunda noticia de portada de la versión digital en la que dicen “
Los investigadores podrán usar dentro de un año el sincrotrón de Barcelona en un año.” Tan mayestática metedura de pata periodística me ha llevado a revisar la ortografía de la portada, tarea esa que solo me ha llevado un minuto pasando la página a Word, y reconozco que solo he encontrado dos ratas más, un betis en minúscula y un precioso colonías pero como bien me decía doña Milagros es algo inaceptable para los estándares de calidad del diario del ridículo global.

La ruina de PRISA se refleja en las ruinosas portadas de El País, sic transit gloria mundi. Y yo aquí, disfrutando como un cochino en charco de barro y soltando un par de lagrimitas de cocodrilo añejo viendo la caída del imperio prisano en la mediocridad asnal global.


Documentación
.


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres